La arquitectura de Panamá desafía al mundo a pensar de manera diferente. Mientras que el país cuenta con algunas de las playas más bellas, una rica historia y deportes de aventura, su horizonte es la atención mundial. Desde los altos y llamativos a los pequeños y coloridos edificios, la arquitectura de Panamá es emocionante para el mundo y es la envidia de América del Sur.

La construcción ha sido uno de los principales impulsores de la economía creciendo un 8,5% en 2016. Esto la convierte en uno de los pilares fundamentales en el equilibrio de la economía actual. Esto ha permitido a Panamá tener 12 de los 15 edificios más altos de América Latina. Es un lugar ideal para edificios altos, ya que no hay huracanes ni terremotos. Ahora rivaliza con ciudades modernas como Singapur y Dubai y llevó a un periodista a comentar que es la “Gran Manzana” de Sudamérica.

Fuente: The Panama Observer